lunes, 26 de septiembre de 2011

Algo sobre esos raros hornos pizzeros



Cerca del Madison Square Park  se puede encontrar con este horno que cocina pizzas como en la mejor pizzería. Está montado sobre un trailer con ruedas y, suponemos, materiales lo suficientemente plásticos para que no se raje su estructura cuando es llevado de un lado a otro.



 Una solución para lograr una verdadera pizza a la piedra sin contar con un horno napolitano lo ofrece este extraño sistema para fulminar eléctricamente una pizza en escasos 60 segundos.
Posee una piedra de hornear a máxima temperatura y al proceder a hacer la pizza se baja, mediante un contrapeso, un cilindro que deja la masa de la pizza al capricho de una temperatura que, suponemos, debe alcanzar los 400 grados.
El maestro pizzero asegura que además de este detalle, realmente novedoso, le presta especial atención a cada ingrediente:
La harina es traída de Napoles, se utilizan levaduras naturales, lo que nos lleva a suponer que usa masa madre que elabora en una especie de incubadora. La razón de este cuidado de laboratorio se debe a que Steven, el dueño de la pizzería y hacedor de las mismas, posee una licenciatura en microbiología. 
Los quesos, la albahaca y hasta los tomates de la salsa son traídos desde las cercanías del Vesubio. 
(Fotos e información: http://slice.seriouseats.com)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada